www.mujeresespanolas.com.ar

  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Home Mujer y Cultura Novedades Arrugadas sonrientes, al habitual. La vejez, tiene que dejar de ser invisible.

Arrugadas sonrientes, al habitual. La vejez, tiene que dejar de ser invisible.

E-mail Imprimir


 `Biografías` es una muestra fotográfica que tiene como protagonistas a las adultas mayores. Las modelos exhiben sus arrugas al desnudo y la artista Zulma Recchini propone mirarlas desde un lugar diferente al habitual. La vejez, dice, tiene que dejar de ser invisible. La fotógrafa Zulma Recchini inauguró `Biografías`, una muestra donde presenta unos 12 retratos de mujeres mayores que evidencian la marcha del tiempo, y una serie de tomas abstractas con primerísimos planos de arrugas.

Ambas puestas se oponen a la perspectiva cultural que intenta ocultar la vejez. Consigue con éxito mostrar la belleza de las personas mayores. La intención de la fotógrafa no es inocente, se ha formado en la perspectiva de género y quiere aportar su granito de arena para que la vejez deje de ser invisible.

En el interior del salón de la Casa de la Lectura (Lavelleja 924), desde enormes fotografías sonríen los rostros de Ventura, Shery, Elvira, Alba, René, Emilia, Nilda, Martha, Elba, Aurora, Elisa y Zulma, la impulsora de la muestra. 'También estoy entre las arrugadas', dice la fotógrafa de 72 años. Todas tienen más de 60 años. Sus sonrisas fueron capturadas entre 2008 y este año. Hay en total unas 12 sonrisas que se extienden hacia todas partes a través de infinitos pliegues. 'Forman curvas muy bonitas', dice Zulma, quien convocó a sus amigas para retratarlas. Las modelos no llevan joyas, exhiben sus caras y cuellos desnudos.

Los retratos sonríen, hay pliegues alegres por doquier. Parecería que contagiaran a las personas que observan la muestra desde distintos ángulos y que entre vasos de vino tinto Norton y triples van conformando rondas y charlan. En el centro está la de varones. Todos tienen más de 60 años. Uno de ellos, que parece superar los 80, señala en un momento las gigantofotografías y asegura que son todas jovencitas. Las rondas de mujeres son más y en ellas la mayoría son adultas mayores. Algunas abandonan su grupo y recorren la muestra con mayor detenimiento, luego retornan.

María Ester, una reportera gráfica veterana que no quiere dar a conocer su edad, registra los distintos círculos con su cámara digital. También saca algunas fotografías de las modelos que vuelven a posar para la cámara, pero ahora junto a sus propios retratos y la protagonista de la velada, Zulma.

En un rincón hay un joven dibujante que traza en un papel alguna escena del salón. También hay un par de señores dando vueltas, inmunes a la alegría que parece invadir a la mayoría de las personas que disfrutaban la muestra. Hay algunas mujeres jóvenes circulando, pero son las más grandes quienes se ven realmente encantadas con Biografías.

Además de retratos, Zulma Recchini propone una singular composición, donde conviven múltiples paisajes con hermosos relieves, son fotos detalles.

-¿Por qué decidió hacer retrato y foto detalle?

Creo que los retratos tienen mucha fuerza, se caracterizan porque son miradas muy vivas. El otro tipo de foto es más abstracto, me acerqué mucho con la cámara a las arrugas y recorté un detalle. Cuando he mostrado esas fotos sin decir que son arrugas, la gente interpretaba cosas muy impresionantes.

-¿Qué hecho o situación la llevó a realizar una muestra sobre mayores de 60?

Me interesa observar el paso del tiempo, ya tengo 74 años y vengo registrándolo desde hace años. Empecé fotografiando fachadas y paredes viejas donde la impronta del tiempo se observa claramente. Cerré el proyecto editando dos libros de fotos de autor, pero seguí interesada en este tema y decidí retratar mujeres mayores. En ellas el paso del tiempo es notable, también en los varones, pero es más agudo en ellas. Como en las paredes, en sus rostros encontré texturas muy lindas. Creo que las arrugas forman curvas muy bonitas. Sólo hay que mirarlas y no de la manera que enseña la publicidad de cosméticos, que las oculta.

-¿Por qué enfocó su trabajo sólo en mujeres?

Tiene que ver con mi historia. Soy demógrafa y a raíz de mi profesión investigué durante años la situación de la mano de obra femenina en Buenos Aires. Después trabajé en UNPFA (Fondo de Población de Naciones Unidas) y uno de los objetivos de esta organización es promover el empoderamiento de las mujeres e instalar la perspectiva de género. Siempre estuve muy de acuerdo con esa mirada.

-¿Dentro o fuera de su familia alguien la marcó en cuanto a una visión singular sobre la situación de las mujeres?

Nunca indagué sobre esto... creo que mi madre me marcó, era muy independiente y emprendedora. También me marcó el trabajo de investigación que hice durante años, a través de esa labor fui metiendome más concienzudamente en el tema de las mujeres y su discriminación. En el tema del envejecimiento de la población, me di cuenta que hay discriminación contra los viejos, sobre todo contra las viejas.

-Por ejemplo...

Somos tomadas como sin importancia, es notable en expresiones despectivas. Si en una confitería hay tres mesas vacías y yo ocupo una y unos jóvenes se sientan en otra, los atienden primero, en mi caso tengo que estar haciendo señas. Los viejos somos invisibles.

-Pero la población de adultos mayores, sobre todo de adultas, no para de crecer...

Sí, cada vez se ven más viejas en la calle, las mujeres estamos llegando en buenas condiciones a edades avanzadas. Creo que hay una contradicción entre la realidad demográfica, que muestra que las poblaciones están más envejecidas que nunca en la historia de la humanidad, y esa mirada sobre que la vejez hay que ocultarla. Personalmente creo que alcanzar la vejez es un triunfo, es algo que hay que celebrar.  

-¿Qué expectativas tiene en relación al impacto que pueda tener la muestra en el público?

Empecé este proyecto porque me gusta la fotografía. Pero a medida que fui haciendo las fotos, se volvió algo más ideológico... igual soy consciente de que mi influencia en ese sentido es una gotita en el océano.

-¿Desde cuándo se dedica a la fotografía?

Hago fotos desde muy joven. Empecé fotografiando acontecimientos familiares y el crecimiento de los hijos. Luego fotografiaba cada nuevo lugar que conocía, viajaba mucho debido a mi trabajo. Viví unos seis años en Mozambique (África) y publiqué un libro con fotografías de ese lugar. Hice cursos y participé en un taller dicatdo por la fotógrafa Alicia Damico. Fue muy improtante esa experiencia. Cuando me jubilé empecé a dedicarme a la fotografía más sistemáticamente.

Como dijo Zulma Rechini, además de fotógrafa es demógrafa. Fue investigadora en el Instituto Torcuato Di Tella y el Consejo Nacional de Desarrollo (CONADE). Junto con otras siete personas fundó el Centro de Estudios de Población (CENEP) y luego integró la División de Población de las Naciones Unidas. De vuelta en Argentina, trabajó en el Fondo de población de las Naciones Unidas (UNPFA) hasta jubilarse. En medio se casó con un demógrafo y tuvo dos hijos, el mayor también es demógrafo y el menor es diseñador industrial y se dedica a la fotografía.

La muestra que puede ser visitada desde el lunes pasado hasta el 18 de septiembre. Cuenta con el apoyo de UNFPA.


 Por Alejandra Waigandt | 1.9.2009
 
Artemisa Noticias

Fuente: http://www.artemisanoticias.com.ar/site/notas.asp?id=42&idnota=6680

 
Banner

Calendario de eventos

<<  Mayo 2016  >>
 Lu  Ma  Mi  Ju  Vi  Sa  Do 
        1
  2  3  4  5  6  7  8
  9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031     

Navegación rápida


Banner

Acceso

Portal de la Ciudadanía Española en el Exterior

BOE 10 de Marzo 2009
Real Decreto 245/2009, de 27 de febrero, por el que se modifica el Real Decreto 230/2008, de 15 de febrero, que regula el Consejo General de la ciudadanía española en el exterior.
Estatuto
de la ciudadanía española en el exterior
Portal de la Ciudadanía Española en el Exterior
Secretaría de Estado de Inmigración y Emigración
Banner

Noticias destacadas

En la Argentina, los medios de comunicación han informado sobre 172 mujeres asesinadas en el último año, por sus parejas o ex parejas, es un problema social muy grave que debemos solucionar entre todos.
Otra vida es posible, tenemos derecho a una vida sin violencia.
Campaña Argentina por la equidad de género y contra la violencia
Consejo Nacional de la Mujer